Mi pequeño trozo de terruño en el mundo

Nací en Aranda de Duero (Burgos) hace ya una cantidad de años, para mi gusto, algo escandalosa. Si me llegan a pedir hace veinte años que apostara por mi esperanza de vida, me hubiera encendido otro cigarro. Y así sigo, más o menos, ahora que ya no fumo. Cada día me parece un pequeño milagro, un regalo. Aunque, todo hay que decirlo, a veces venga envenenado.

No es ningún secreto que soy muy fan de este pequeño trozo de sitio de mundo que me pertenece. Porque yo creo que las personas no somos «de» los sitios, si no que los sitios son de las personas. Yo no soy «de» Burgos: Burgos es mía, la parte que me toca. Toca mi memoria sentimental, la más traidora y selectiva del mundo. La más sesgada y engañosa. Esa memoria a la que no le veo ningún sentido renunciar o renegar, porque es mía.

Y por qué renunciar o renegar, cuando hablamos de Burgos, que me apuesto algo bueno que es conocido «ahí a fuera» por la catedral, la morcilla y Atapuerca. El Cid, como mucho. Esto está bien, pero faltan cosas. Muchas cosas. A mí Burgos siempre me ha parecido una maravillosa singularidad donde hay tal acumulación de rarezas fantásticas, locas, difíciles de creer para extraños, y por desgracia a veces también para propios (qué poco nos conocemos a veces, qué poco nos valoramos casi siempre…) Esta es mi entrada dedicada mi pequeño terruño del mundo, con su listado de todas las cosas ―que conozco― que inusualmente confluyen en Burgos.

Si falta algo os animo a dejármelo en comentarios y amplío la entrada con los aportes (y sus créditos) sin el menor problema. Y también os animo a explorar y conocer vuestro trocito de terruño, sin afán ninguno de competir por «quién la tiene más larga», sino por el mero placer de difundir y compartir las «rarezas» poco conocidas de cada sitio. En todos partes las hay y el día que me dé otro arrechucho de «terruñismo» advierto que por aquí van a pasar Valladolid y Zamora.

En Burgos tenemos (además de catedral, morcilla y Atapuerca)… juguemos a asociar conceptos:

  • Floración del cerezo. ¿Jerte? ―> Caderechas
  • Central nuclear. ¿Chernobyl? ―> Garoña
  • Yacimientos petrolíferos. ¿Arabia Saudí? ―> La Lora
  • Rodajes de Spaguetti Western. ¿Almería? ―>Sad Hill
  • Capilla consagrada a San Olav. ¿Noruega? ―> Covarrubias
  • Desfiladeros de montaña. ¿Pirineos? ―> La Yecla
  • Pueblos malditos. ¿Belchite? ―> Ochate
  • Pioneros de la aviación. ¿Wright, Orville, Wilbur? ―> Diego Martín Aguilera (Coruña del Conde).

Sí, tenemos un pueblo en Burgos que se llama Coruña. También tenemos un condado en Álava. Ya he advertido de que esta entrada va de que en Burgos tenemos un huevo de cosas muy poco estándar.

Abro un apartado especial para Aranda de Duero, porque el cúmulo de rarezas raras de narices persé que conozco (sí, vale, es que me he criado ahí. Juego con una cierta ventaja) me parece especialmente llamativo. Tan a menudo si «mira, mamá, salimos en la tele» es por cosas muy mierdosas que creo que estas merecen la pena salir en algún sitio.

  • Festival de música indie. ¿FIB? ―> Sonorama
  • ¿Qué pinta un helicóptero en una rotonda? ―> Todo, lo pinta todo en Aranda de Duero. Y el día de la fiesta de la patrona durante el vermú hay un pase de saltos de paracaídas después de la procesión de la virgen. Pasé mucho tiempo extrañada de que en las fiestas de los demás pueblos no hubiera paracaidistas.
  • No sé si algún pueblo de poco más de treinta mil habitantes tiene la concentración industrial de Aranda: Michelín, Glaxo y Pascual. No obstante, las únicas vacas que veréis por los alrededores de Aranda son las de La Ventosilla, la «otra» lechera que no es Pascual. Lo cual confirma que Aranda de Duero es un «real sitio» «de la leche».
  • Hablamos «cantando». Insultamos a la gente llamándole «hijundemonio». Mandamos a la gente «al coño su madre» y en vez de en «la madre que te parió» nos cagamos en la que «te pasó el puente». Por cierto, yo nací en Memphis porque así se llamaba uno de los dos hospitales que había al otro lado del puente. El puente. El de Aranda por el que se tiró, se tiró, se tiró el tío Juanillo pero no se mató. ESE puente.
  • Récord Guinness de cata simultánea de vinos. Y no me avergüenza admitir que cuando se confirmó que habíamos batido el récord la botella que tenía en la mano (fui voluntaria y estábamos recogiendo la cristalería) me la terminé a morro. No era de las baratas y jamás un vino de tanta categoría me ha vuelto a saber tan rico. Y trabajo en lo que trabajo, es decir, he bebido muchos vinos buenos.
  • Y no hay parkings subterráneos porque no puede haberlos. Damos gracias, de hecho, a que las galerías de las bodegas resisten porque el día que no lo hagan nos vamos todos como diez metros para abajo.

Una última andanada de rarezas random:

  • Otro récord Guinness. Si conocéis a alguna persona llamada «Burgondófora» o «Austiquiliniano» es posible que sea de Huerta del Rey.
  • «Tienes más cuento que Calleja». Y ese Calleja era el burgalés Saturnino Calleja, que efectivamente, tenía muchos cuentos (más que mucho cuento).
  • La mujer de Indiana Jones está enterrada en Burgos, al parecer. Y me lo creo porque a parte de la noticia que enlazo esto a mí me lo contó mi abuela, que para eso estaba ahí, en Bahabón de Esgueva (Ni Arlanza, ni Ribera).
  • El Azor, el yate de recreo de Franco, que… bueno, mejor lo leéis.

Y hasta aquí mi bañada en algo que normalmente no apruebo, porque me parece que tiene un punto «pueblerino» que sería bueno que dejáramos atrás para ser capaces de no solo conocernos, si no reconocernos, como dije antes, sin necesidad de competir por quién «yo más, lo mío más mejor». Esto es «lo mío», creo que salta a la vista que me sale por los poros que me encanta y lo quería compartir.

Espero que a vosotros también os guste y que cuando nos dejen salir por ahí, ¡por fin!, a turistear os animéis a venir a Burgos. Que no he querido mencionarlo específicamente, pero además de morcilla y vinazos, tenemos lechazo. Y le llamamos lechazo al lechazo, no a los corderos de tamaño de avestruces.

Diario de Buergos

Y en el primer número de nuestro diario hay noticias la mar de curiosas.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s